Dormir en Kuala Lumpur, a lo indio y a lo lujoso.

Ya sabemos como movernos en Kulala, y también que vive mucha gente, ahora toca ver donde vamos a dormir.

Nosotros hicimos 2 viajes, ya que era nuestra ciudad base para ir y volver de Filipinas. El primer día, como cada viaje a Asia, estábamos agotados, cansados de 16 horas de vuelo, y lo peor…. el Jet Lag. Estás en una ciudad nueva que te mueres por conocer pero a las 3 de la tarde te duermes donde sea, literalmente, te quedas dormido en el bus, sentado mientras comes, incluso en un tuk tuk que va a toda velocidad al mejor estilo kamikaze por las calles de Bangkok. Por esto, hace un par de viajes al lado Este del globo, decidí que si el primer día me duermo, pues se duerme una siesta de 4 horas y luego a seguir recorriendo, sino se pasa muy mal. Si vas a viajar al otro lado (USA, Sudamérica) el Jet Lag es muchísimo menor.

20170210_071611
Famosa mezquita de KL al lado del metro del hotel.

Para el primer día de batalla contra el cambio de horario, busqué un hotel económico, céntrico y con unas condiciones decentes para dormir la siesta y la noche. Me decanté por el Arenaa Mountbatten Boutique Hotel, si bien no es nada lujoso y su decoración es más de un burdel, no está mal, tienes lo básico, cama, ducha, espacio para moverte (cosa que no encuentras en los hoteles de Tokyo, ni cápsulas de Singapur) lo mejor es su ubicación, está a 1 calle de la parada de bus que te lleva al aeropuerto por 10 ringgit, a 3 calles del metro y a 2 calles de la parada del cuqui bus rosa gratuito GOKL. Además tiene un San Seven Eleven al lado, y si, digo San, ya que te salva en todo momento, tiene de todo desde comida (sándwiches salva viajes en lugares donde la comida no te gusta) hasta medicinas y artículos de aseo personal, sobretodo si viajas con mochila de mano como yo y los 100ml del acondicionador para el pelo te duran 2 lavados. Debería estar beatificado oficialmente. Su precio, ¡8 euritos sólo! en habitación privada. Lo único malo que tiene pero que es tolerable, es que las vías del monorail pasan a escasos metros de la ventana, pero a la noche no funciona. Ahí descubrí que los hindúes rezan cada mañana, dándose un paseo por el barrio (está situado en un barrio indio) y lo hacen con un super megáfono dando voces a un nivel de decibelios altísimos a las 4 de la mañana. Imagina estar en un sueño profundo y de repente te despiertas con muchísimo ruido y te asomas a la ventana y ves una multitud de gente haciendo ruido anunciando que es la hora de rezar (me lo explicó el chico de recepción, ya que me volví a dormir sin saber que era). A pesar de todo, calidad precio está muy bien, y nunca está de más ponerse los tapones de los oídos al dormir que sigilosamente has cogido prestados del avión.

20170210_075150
Nuestra habitación barata

En nuestra segunda visita a Kuala Lumpur buscábamos algo espectacular, ya que sería el fin del viaje antes de volver a casa, quieres regresar con una sensación de relax y estar con todas las comodidades después de haber estado casi un mes durmiendo en sitios Filipinos que ya contaré más adelante.

En una página de facebook recordaba haber visto una piscina infity pool que deseaba con todas mis fuerzas, busqué donde se había publicado esa foto y tras un trabajo de CSI dí con el chico que había estado ahí, sin pensarlo le escribí y descubrí que era un condominio de apartamentos que tienen restaurante, gym y 2 piscinas, una de ellas era aquella que tanto me fascinó en la foto que me había impactado. Muy amablemente el chico me ayudó y me dio un código de descuento como este.

20170305_202100
La famosa piscina con vista a las torres petronas.

Sin pensarlo nos registramos y empezamos a buscar, hay muchísimos apartamentos, dónde había estado el chico al que hablé, no me lo recomendaba ya que estaba algo sucio y descuidado, tras una ardua búsqueda hemos dado con el apartamento de Ben.

 

Sus valoraciones eran muy positivas y nos transmitía buen rollo, reservamos una habitación en su casa, pero luego nos lo cambió a un apartamento para nosotros solos. Ben en todo momento nos escribía y nos facilitó todo tipo de información, el día que llegamos él no estaba, así que su novia nos recibió, una chica francesa muy encantadora, super amable y nos hablaba por el chat de la página para ayudarnos en cosas que queríamos ver de Kuala Lumpur.

El apartamento era impresionante y no le faltaba de nada, para empezar la puerta de entrada era gigante, pasaban por ella hasta 2 jugadores de zumo, una cocina muy bien equipada (con agua, café, sal, aceite, etc) un sofá con TV al lado de una gran ventana con vistas a Kulala, en la habitación la cama y unos armarios muy grandes y altos que cualquier vestidor envidiaría, y lo mejor, el baño todo equipado con una gran ducha, de ésas que no quieres salir nunca, aunque te quedes más arrugada que una pasa. Además el WiFi tenía una señal estupenda, y el Airco a tope para que no te olvides de que estás en Asia.

Fué un acierto en toda regla y utilizando el descuento nos salió 3 días 2 noches por 47€ ¡TODO UN CHOLLO!

20170305_185934 (1)
Disfrutando de estas vistas 

Así que tanto si quieres dormir en la parte india malaya, como si quieres relajarte unos día en un apartamento de lujo, estas son mis experiencias para que tú elijas cual de ellas quieres repetir.

20170304_231331
¡Impresionante skyline!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: